Chris Martin ajustó cuentas con su pasado

El líder de Coldplay, Chris Martin, ajustó cuentas con su pasado en un reciente encuentro de ex alumnos de la escuela a la que acudió como interno. El marido de la estrella de Hollywood Gwyneth Paltrow relató al diario británico «The Sun»: «Se me cruzó el tipo ése que en aquel entonces me hacía la vida imposible. Era un tirano que siempre afirmaba que yo no iba a conseguir nada». «Me divirtió mucho preguntarle qué estaba haciendo. No era nada especial. Entonces me giré y le dije: esta es mi esposa Gwyneth. Se quedó con la boca abierta y parecía muy avergonzado», dijo el cantante.

Martin añadió que en el internado en el condado de Dorset, en el sur de Inglaterra, él siempre fue un marginado, porque era muy tímido. Era el objetivo perfecto para los matones de la clase, señaló el cantante. Sus compañeros lo consideraban un loser, pero él en realidad siempre quiso hacer música, agregó.

Contenido patrocinado