Así fue la dolorosa infancia de Cara Delevingne

Cara Delevingne es muy especial, lo sabemos. Pero detrás de este rostro bonito y carismático existe una historia muy triste que contar. Y es que Cara no tuvo una infancia muy feliz que digamos. Sufrió de depresión muy joven debido a la adicción a la heroína de Pandora, su madre.  

“Mi infancia fue bastante triste. Mi madre luchó contra su adicción a la heroína durante años y ahora está escribiendo sus memorias. De niña sufría mucho porque no podía pasar demasiado tiempo con ella y cuando tenía 15 años padecí una gran depresión. El colegio era una pesadilla para mí y la vida me parecía horrible. Fue entonces cuando descubrí que la interpretación era lo único que me hacía sentirme viva”, explica Cara a la edición británica de la revista OK!

La homosexualidad de Cara, entre otras cosas, le ha dado fuerzas para vivir su vida de la forma más honesta posible sin preocuparse por lo que puedan decir de ella. Actualmente, pololea con la cantante St. Vincent y no ha tenido problemas en hablar de su relación. 

“Creo que estar pendiente de todo lo que dices en público es una pérdida de tiempo y una manera horrible de vivir porque te limita mucho. Conozco a mucha gente que se preocupa mucho por lo que dice o hace, y que intenta decir solo lo que el público quiere oír”, dijo Delevingne.

“Yo no puedo vivir de esa manera. Mi único límite está en lo que cuento sobre mi vida privada. Sé que algo de lo que pueda decir porque estoy cansada o porque quiera ser graciosa puede meterme en líos, y entonces la gente pensará que puede juzgarme. Pero sigo pensando que me es más fácil ser yo misma para poder decir que así es como soy yo”, añadió.

Fuente: la.eonline.com 

Contenido patrocinado