Estudio indica que adoptar un gatito puede alargar la vida y combatir la depresión

¡Atención, catlovers! Tener un gatito tiene todo de bueno y deberías saberlo. Según un estudio de la Fundación Iseni y el Centro del Corazón Malpensa, tener a un minino alarga la vida de sus dueños, entre otros sorprendentes beneficios.

Otros de los efectos positivos de tener a estos animalitos es que bajan el estrés, la depresión y la ansiedad. El profesor Andrea Macchi, director de los centros antes mencionados, indica que “el contacto con el pelo del gato produce oxitocina que es la hormona de la felicidad. Por lo que tocarlo es agradable y relaja, actúa positivamente sobre el latido y frecuencia cardiaca y sobre la presión arterial”.

Además, indicó que los beneficios también son para el corazón: “Los ronroneos son una confirmación inmediata de la atención prestada al animal y relajan naturalmente al paciente también. Todo esto, por lo tanto, produce enormes beneficios a nivel cardiovascular, prolongando y mejorando la vida humana».

«Primero, obviamente, alarga la vida a los enfermos. Además, si adoptan a un gato lo harán parte de una familia que han buscado por mucho tiempo y serán unos eternos agradecidos», manifestó Macchi que, para dar el buen ejemplo, ha adoptado a algunos gatitos en su casa.

Y tú, ¿qué esperas para alargar tu vida?

Recomendados