La última jirafa blanca del mundo será vigilada por GPS para que no la maten

Esta jirafa macho vive sola luego de que una hembra y su cría, de la misma especie, fueran asesinadas por cazadores furtivos ¿Qué les parece?

La última jirafa blanca del mundo deberá ser vigilada con un dispositivo de rastreo por GPS para protegerla de cazadores furtivos en Kenia. Según NBC News este ejemplar vive solo luego de que una hembra y su cría (de la misma especie) fueran asesinadas en marzo.

El gerente de la reserva (situada en el condado de Garissa, este de Kenia), Mohammed Ahmednoor, afirmó en un comunicado en esa instancia que guardabosques y residentes locales hallaron los esqueletos de los animales tras una larga búsqueda. «Este es un día muy triste para la comunidad de Ijara (área en la que está la reserva) y Kenia en general», subrayó Ahmednoor, al recordar que los animales eran un gran atractivo turístico.

Un raro rasgo genético llamado leucismo le causa el color blanco y hace que el animal destaque en la sabana, cercana a la frontera con Somalía.

El dispositivo GPS fue colocado en uno de los cuernos de la jirafa macho para avisar a los guardias de la reserva Ishaqbini Hirola, su posición y poder controlar cualquier peligro que corra.

El parque agradeció al Servicio de Vida Salvaje de Kenia y a los grupos Northern Rangelands Trust por la ayuda en su cuidado.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de El Mundo (@elmundo_es)

Contenido patrocinado