Se Murió El Nuevo Perrito De La Reina Isabel

Otra pérdida más: Se murió Fergus, el nuevo perrito de la reina Isabel

La reina enfrenta otra pérdida. Esta vez fue su cachorrito Fergus, que tenía tan solo cinco meses de vida.

Una nueva tragedia está viviendo la realeza, ya que acaba de fallecer uno de los dos perritos que le regalaron a la reina Isabel cuando su marido Felipe de Edimburgo estaba hospitalizado. Fergus era el nombre del cachorro, quien tenía solo cinco meses de vida.

Si bien en Buckingham han entregado el anuncio oficial, varios medios británicos confirmaron esta noticia, diciendo que la reina se siente “devastada” por la pérdida de su fiel mascota. “Están siendo todo muy triste”, dijo una fuente cercana al entorno real.

«Los cachorros fueron traídos para animarla durante un período muy difícil. Todos están muy preocupados, ya que esto ha sucedido demasiado pronto después de perder a su marido», señaló la misma fuente al periódico The Sun.

Fergus era un “dorgi”, una mezcla de corgi con un dachshund, y su nombre iba dedicado en honor al tío de Isabel II, Fergus Bowes-Lyon, que murió durante la primera Guerra Mundial en 1915.

Fergus: El fiel acompañante de la reina

El príncipe Felipe murió el 9 de abril, un mes antes de cumplir los 100 años. Esto dejó un “enorme vacío” en la vida de la soberana, según contó uno de sus hijos, el príncipe Andrés. Según la prensa, fue él quien en febrero le regaló a su madre los pequeños Muick y Fergus, dos cachorritos para animarla por toda la situación que vivía con su esposo.

Isabel II había encontrado consuelo paseando a sus fieles acompañantes por los terrenos del Castillo de Windsor. Según The Sun, el can murió inesperadamente. La reina solía ser una criadora de corgis, una raza galesa de patas cortas.

De hecho, aún tiene a su perro mayor llamado Candy, de la misma raza. Ella había dejado de criarlos dada su avanzada edad, pero según el medio británico, estaba encantada con los nuevos cachorros que habían llegado.

Contenido patrocinado