Austin Butler: ¿Por qué se avergüenza de su pasado en iCarly?
Getty

Austin Butler: ¿Por qué se avergüenza de su pasado en «iCarly»?

De hecho, fue tanta la vergüenza que incluso pensó en dejar la carrera como actor y dedicarse sólo a la fotografía.

Fue durante el mes de julio que la película de Elvis Presley, protagonizada por Austin Butler, llegó a los cines convirtiendo al actor en la gran revelación de este 2022, e incluso proponiéndole como uno de los candidatos más seguros para ganar el Oscar a mejor actor.

Sin embargo, algunos fanáticos del artista de 31 años lo conocen desde hace mucho años, cuando era todo un adolescente y tuvo una icónica y recordada aparición en la serie «iCarly», que lo convirtió en uno de los memes favoritos de internet.

AUSTIN BUTLER EN «ICARLY»

Para aquellos que recién están conociendo al estadounidense por su rol de Elvis Presley, les contamos que con tan sólo 15 años apareció en la serie de Nickelodeon «iCarly» interpretando a Jake Krandle, uno de los tantos amores de la protagonista, que curiosamente era bueno para todo, excepto para cantar.

Aunque sólo fue un episodio, pasó a ser uno de los más recordados ya que Austin Butrler se convirtió en un meme al decir un divertida frase: «Arriba la esperanza abuelita».

Pese a que este momento le dio muchísima fama y popularidad, en una reciente entrevista con la revista Vogue, Butler reconoció sentirse muy avergonzado de su pasado en series adolescentes como «iCarly» o «Hannah Montana».

«Me sentía avergonzado por algunas de las cosas que tuve que hacer«, confesó el actor, en especial porque sus personajes solían ser chicos tontos y atractivos.

Era tanta la incomodidad y vergüenza que sentía, que incluso en algún minuto pensó en renunciar a la actuación cuando vio que no conseguía papeles «más de peso».

F6e0bc54386dae3749e0d640ff1b2547

Por lo mismo, luego de pasar muchos años de su adolescencia en televisión, se compró una buena cámara y pensó en dedicarse a la fotografía o al cine.

Sin embargo, no se dio por vencido y terminó por aceptar que todos sus papeles debía tratarlos con la misma importancia.

«Tenía que partir de algún lado, así que decidí tratar cada uno de estos trabajos como una forma para crecer», dijo.

Contenido patrocinado